Con una mayor conciencia sobre los problemas globales y el aumento de los costos del combustible, muchos están optando por el ciclismo como principal fuente de transporte. Particularmente en las ciudades donde las personas están a poca distancia de su lugar de trabajo y fuentes de entretenimiento, las bicicletas ofrecen una forma relativamente barata y ecológica de viajar. El invierno presenta desafíos para los ciclistas, pero con un poco de conocimiento y conciencia, los ciclistas pueden andar en bicicleta durante todo el año.

Mantente abrigado para seguir montando

Una de las principales razones por las que una persona puede elegir un vehículo de motor en lugar de una bicicleta en invierno es el control del clima. Las temperaturas frías pueden hacer que el ciclismo parezca insoportable. Sin embargo, con el equipo correcto, una persona puede permanecer bastante cómoda en algunas de las condiciones climáticas más frías. Las gafas de esquí son una excelente manera de proteger los ojos de condiciones extremas. Las gorras de lana y de punto ajustadas junto con un casco permitirán que la cabeza mantenga la mayor parte de su calor.

El calzado adecuado también es importante, ya que los zapatos de ciclismo normales no proporcionan el calor necesario en condiciones de mucho frío. En cambio, las botas de nieve normales son una buena alternativa.

Otro gran consejo es mantener las partes del cuerpo lo más juntas posible. Por esta razón, las manoplas son un buen sustituto de los guantes, ya que permiten que los dedos permanezcan en estrecho contacto permitiendo que las manos se mantengan más calientes. Cualquiera que sea la ropa que elija, el ciclista debe asegurarse de que se sienta cómodo y pueda hacer buen contacto con los mangos y los pedales.

Los buenos neumáticos son imprescindibles

Otro factor a tener en cuenta a la hora de pedalear en invierno son los neumáticos. Una buena regla para recordar es que cuanto más ancho sea el neumático, mejor será la tracción. Más neumáticos permite un mayor contacto con el suelo. Un ciclista puede comprar clavos o cadenas de sus neumáticos, pero esto hará que andar sobre pavimento sea mucho más difícil. Sin embargo, las cadenas mejorarán enormemente la tracción sobre hielo o nieve. Algunos ciclistas descubren que reducir la presión en los neumáticos permitirá una mayor tracción al conducir en malas condiciones de ciclismo.

Desempolva tu bicicleta, revisa tus frenos y neumáticos y con esta ropa abrigada estás preparado para montar en los días en que la madre naturaleza te está brindando todo el clima frío que tiene para ofrecer. Conduzco en los días en que la temperatura está por debajo del punto de congelación y puedo mantenerme bastante caliente y estoy seguro de que con la ropa adecuada tú también lo harás.

El hecho de que el viento sople y prefieras quedarte dentro y abrigarte no es excusa para dejar que tu bicicleta acumule polvo durante todo el invierno. Hay muchas ventajas de recorrer los senderos en invierno que muchos ciclistas de montaña aún no se han dado cuenta. Una vez que me pongo la ropa abrigada y me subo a mi bicicleta de montaña en invierno, una de las primeras cosas que noto es el aire fresco y fresco, además de poder ver mi respiración cada vez que exhalo. Otra gran parte del ciclismo de montaña en invierno es que los senderos están menos llenos de otros ciclistas. Dependiendo de dónde conduzca, es posible que los senderos incluso tengan la nieve compacta, por lo que es algo más fácil de recorrer. La capa de nieve fresca hace que sea un poco más fácil rodar sobre los obstáculos que puedan estar en su camino.

Hay muchos tipos diferentes de opciones de ropa entre las que puede elegir para que pueda disfrutar de los beneficios de andar en bicicleta en climas fríos. Cuando hace suficiente frío como para que solo un par de pantalones cortos de ciclismo y una camiseta no sean suficientes, primero me pongo los calentadores de brazos junto con los calentadores de rodillas y eso hace el truco. Realmente me gusta tener esos dos artículos porque es genial tenerlos para los días en que hace suficiente frío como para necesitar un poco de ropa extra, pero no congelar afuera donde necesitarías ropa muy pesada. La gran parte de tener algo tan liviano como un par de calentadores de rodilla y un par de calentadores de brazos es que si se calienta demasiado, son fáciles de quitar y guardar en el bolsillo trasero. Si eres realmente bueno, podrás quitarte los calentadores de brazos mientras conduces. Sin embargo, cuando la temperatura está por debajo de los 50 grados, es cuando me pongo mis medias largas y mantienen mis piernas agradables y advierten y están calentitas incluso cuando desciende por debajo de los 30 grados.

Algunos de los artículos más importantes que debe tener son un par de fundas para zapatos. Tengo un par de fundas para mis zapatillas de bicicleta de montaña y también otro par para mis zapatillas de ciclismo. Es genial tenerlos para que los pies y los dedos de los pies puedan mantenerse calientes en esos fríos días de invierno. Además, una de las opciones de ropa de invierno más esenciales es un excelente par de guantes. He notado que mis dedos son normalmente lo primero que se enfría mientras conduzco. Tener un buen par de guantes puede hacer o deshacer su paseo en bicicleta de montaña. Aunque hay muchas opciones de ropa diferentes para elegir cuando hago bicicleta de montaña en invierno, nunca salgo en bicicleta sin ponerme algo en la cabeza. Podrá encontrar algo que se ajuste cómodamente a su cabeza y debajo de su casco.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *